Opinamos >> , ,

Intervención de Maru Megina, presidenta de la HOAC, en la inauguración del Aula Rovirosa-Malagón

15 octubre 2022 | Por

Intervención de Maru Megina, presidenta de la HOAC, en la inauguración del Aula Rovirosa-Malagón

Buenos días, don Carlos, buenos días a todos y todas las presentes y a aquellos que os habéis conectado virtualmente a este acto.

Hoy para la HOAC y para la Fundación Guillermo Rovirosa y Tomás Malagón, que me honro en presidir es un orgullo y una alegría poder estar aquí inaugurando esta aula Rovirosa-Malagón. Por eso, en primer lugar, queremos agradecer al Instituto Superior de Pastoral, y en concreto a su director Lorenzo de Santos y a Ignacio María Fernández de Torres, su colaboración y su dedicación, para que esta sea posible y forme parte ya del programa de actividades que viene desarrollando este Instituto.

Desde el momento en que les planteamos nuestro deseo de establecer una colaboración estable entre la Fundación y el Instituto hicieron patente su deseo de colaboración y nos hicieron propuestas que se fueron concretando hasta llegar a esta Aula que se presenta hoy.

Este espacio ha sido también un empeño de los últimos tiempos en la Fundación Rovirosa-Malagón. Esta fundación creada por la HOAC, tiene como finalidad dar a conocer la personalidad, el pensamiento, la profunda espiritualidad y las enseñanzas de nuestros promotores, así como la colaborar en la difusión de la Doctrina Social de la Iglesia y en la producción de pensamiento teológico en ese campo y en el de la Teología del Trabajo.

Dice el papa Francisco que “…necesitamos crear espacios motivadores y sanadores para los agentes pastorales, «lugares donde regenerar la propia fe en Jesús crucificado y resucitado, donde compartir las propias preguntas más profundas y las preocupaciones cotidianas, donde discernir en profundidad con criterios evangélicos sobre la propia existencia y experiencia, con la finalidad de orientar al bien y a la belleza las propias elecciones individuales y sociales” (EG 77).

Por su parte, Rovirosa también nos animaba en este sentido. Decía que el Evangelio al servicio del mundo obrero, “es la herencia de los desheredados y el tesoro de los pobres, y no otra cosa”. Por eso, una de las actividades que consideramos fundamentales es crear espacios académicos y pastorales, divulgativos y de formación que junto a otras actividades de nuestro plan de actuación nos permita llegar más lejos, y hacerlo también en ámbitos eclesiales en los que profundizar en la evangelización del mundo obrero y del trabajo para que estos sean, cada vez más, un lugar de humanización, de fraternidad y de justicia.

Este acto inaugural tiene lugar en el marco de la celebración del LX aniversario del inicio del Concilio Vaticano II, y por ello, el tema que nos convoca es la invitación a acoger la sinodalidad que ya el concilio con otras palabras invitaba a descubrir y vivir como Iglesia. Este es un motivo más para felicitarnos los cristianos y cristianas. En palabras de la secretaria general, el Sínodo se ha puesto al servicio del Concilio y está contribuyendo a renovar el rostro de la Iglesia, en una fidelidad cada vez más profunda a la Sagrada Escritura y a la Tradición viva y en una escucha atenta de los signos de los tiempos. La Iglesia que estamos llamados a soñar y construir es una comunidad de mujeres y hombres unidos en comunión por la única fe, por el común Bautismo y por la misma Eucaristía, a imagen del Dios Trinidad: mujeres y hombres que juntos, en la diversidad de ministerios y carismas recibidos, participan activamente en la instauración del Reino de Dios, con el afán misionero de llevar a todos y a todas el testimonio gozoso de Cristo. Dar las gracias de nuevo al Instituto por su sensibilidad y dedicación que hacen tanto bien a la construcción de esa Iglesia sinodal y renovada para estar más presente en el mundo.

La HOAC y la Fundación Rovirosa-Malagón pensamos que es también ocasión para repensar creativamente la centralidad del trabajo en la construcción del bien común y para dar a conocer y compartir el esfuerzo pastoral y el testimonio que desde la Iglesia se está haciendo con iniciativas como la Iglesia por el Trabajo Decente (ITD) para avanzar en ese propósito, conscientes de que no hay sociedad digna sin trabajo decente, y que ello es también tarea en la que implicarnos las comunidades cristianas. Y permitidme este momento para hacer aquí memoria agradecida de D. Antonio Algora, obispo responsable del departamento de la Pastoral del Trabajo que moría hace hoy dos años y que nos guio en este camino de llevar el mundo del trabajo a la Iglesia. Su luz y su recuerdo sigue en nosotros.

No nos gustaría dejar de señalar que esta no es la única actividad colaboración que la fundación realiza con la UPSA. Desde 2018 los fondos históricos documentales de la HOAC se encuentran en el archivo de la Universidad Pontificia de Salamanca para su custodia y conservación ofreciendo múltiples posibilidades de información del patrimonio documental para cualquier usuario en general, y para realizar estudios de investigación como trabajos de fin de grado, máster, tesis doctorales, publicaciones especializadas de diversas disciplinas.

Solo nos queda desear que este Aula cumpla todas las expectativas que hemos puesto en ella, que sigamos difundiéndola para que llegue a cuantos y cuantas pueda interesar y, como decía nuestro primer militante, “nos embarque en esa aventura de ser cristianos, es decir Cristos vivos”.

 

Revista TU!

Acceso a la suscripción.
■ Edición digital www.hoac.es/tu

Nuevo libro

Ultimo cuaderno

Redes Sociales

Instagram


© 2022 HOAC.

| Diseño original | DET | Adaptación de ACF | Desarrollado con WordPress | CM/Admo