Iglesia >> ,

Presentación en Bilbao del libro “Entre el Tabor y el Calvario”

15 octubre 2021 | Por

Presentación en Bilbao del libro “Entre el Tabor y el Calvario”

El libro “Entre el Tabor y el Calvario” ha sido presentado en la diócesis de Bilbao con la presencia de su autor, Jesús Martínez Gordo, ante una audiencia interesada en profundizar en la espiritualidad cristiana.

Sin embargo, Martínez Gordo prefiere calificar la “espiritualidad con carne” como “jesucristiana”. Su obra dialoga con otras nuevas espiritualidades, algunas incluso ateas, recogiendo la diversidad y pluralidad del aspecto trascendente de la existencia humana.

El propio autor propuso como lugar para abrir un diálogo sobre su libro la sede del partido para Ezkerra-Berdeak, como gesto de salida a las periferias y renuncia a la comodidad del diálogo entre personas con parecidas sensibilidades.

Personas del mundo obrero, de la sociedad y de la Iglesia, incluidos los obispos, Joseba Segura y Juan Mará Uriarte, que firma el prólogo del libro, formaron un auditorio plural y diverso.

La presidenta de la HOAC de  Bizkaia, Mari Mar González abrió el acto explicando el encargo de Ediciones HOAC a Martínez Gordo para publicar una obra sobre espiritualidad que viniera a recoger las últimas corrientes teológicas, pero también a plantear sus propios puntos de vista, fundados en una larga carrera docente y de servicio a la Iglesia.

Aprovechó González para enmarcar el acto en la celebración de los 75 años de trayectoria de la HOAC, que se cumplen ahora, respondiendo así a la necesidad de ser “memoriosos”, que ha planteado el papa Francisco, de recordar (volver a pasar por el corazón) las maravillas que Dios va haciendo en nuestra vida y proclamarlas para poder seguir anunciando su ternura y su misericordia”.

Precisamente, la espiritualidad “encarnada”, reformulada ahora por Martínez Gordo, como “espiritualidad con carne” íntimamente ligada a la existencia humana, sus alegrías y sus penas, sus luces y sus sombras, ha inspirado a tantos y tantas militantes obreros que en sus diferentes compromisos se han sentido animados por su fe.

En la presentación, la teóloga Nely Vasquez situó el contenido de este nuevo libro de Jesús Martínez Gordo dentro del conjunto de amplia producción bibliográfica, señalando los puntos abiertos para el diálogo y la reflexión en un contexto de nuevas espiritualidades.

Para Martínez Gordo, el imaginario de un Dios en las alturas que no tiene que ver con la vida diaria del hombre no se corresponde con la idea de Dios en el cristianismo, que está presente en la historia humana. La espiritualidad acompaña y está presente en la vida de las personas, que buscan sentido a su existencia, interpretan los acontecimientos que marcan su desarrollo y sienten un anhelo de trascendencia más o menos consciente a lo largo de las diversas etapas de su trayectoria.

Por eso, hay que hablar de la espiritualidad con carne, partiendo de la idea de que “no se puede hablar y experimentar a Dios de manera directa, sino que está siempre condicionada y mediada”.

Por ejemplo, citó a los místicos, “sus noches del alma están mediadas y condicionadas por su propia subjetividad y por la formación cultural del tiempo en el que viven”.

La novedad de Martínez Gordo está en su referencia a tres montes, tres cumbres de la espiritualidad cristiana y la importancia de la conjunción que une las cumbres. Así, el Tabor y el Calvario y el monte de las Bienaventuranzas forman un itinerario interrelacionado por el que ha de discurrir en todo momento la experiencia del Dios anunciado por Jesucristo.

Es válida la opción de quienes concentran su experiencia en una u otra de estas cimas cristianas, que representan las heridas y las cruces de este mundo, por un lado; el consuelo y la anticipación de la vida eterna, por otro: y, finalmente, la proclamación de un orden nuevo, más humano, de relación entre los hijos e hijas de Dios. Pero la vivencia integral de la espiritualidad cristiana supone atender armónicamente estas tres dimensiones, por lo que han de estar vinculadas constantemente.

También defendió que la propia idea de Dios, precisamente por su vinculación con la experiencia de cada época, evoluciona y cambia. “De Dios hay muchos imaginarios, el de hace 15 o 20 años puede valor o puede no valer”, explico. “Hay que estar constantemente renegociando entre ese imaginario y nuestra propia experiencia, reformulando la idea de Dios”, defendió.

Así, descendiendo en lo concreto, detalló que “hay mucha gente que se dice no creyente, que no cree en Dios, en el Dios de su primera y última comunión” y confesó que el 99% de los cristianos tampoco creemos en ese Dios”.

Ante las nuevas espiritualidades que tienen el riesgo de fomentar una espiritualidad descarnada, en la que Dios se forma como proyección de los deseos y carencias de las personas, en ocasiones, Martínez Gordo apuesta por el Tabor, el Calvario y las Bienaventuranzas.

#DIAHOAC2021

Acceso a la suscripción.
■ Edición digital www.hoac.es/tu

Nuevo libro

Ultimo cuaderno

Redes Sociales

Instagram


© 2021 HOAC.

| Diseño original | DET | Adaptación de ACF | Desarrollado con WordPress | CM/Admo